top of page

Valcarce García: “la industria de defensa es clave en la economía nacional y en defensa colectiva"

  • La secretaria de Estado ha destacado la creciente inversión en el sector, así como la importancia de ofrecer buenos resultados a una sociedad cada vez más comprometida.

  • Ha insistido en la necesidad de fortalecer la industria de defensa en nuestro país y fomentar la cooperación internacional.

  • Además, ha hecho hincapié en la modernización tecnológica de las Fuerzas Armadas.



La secretaria de Estado de Defensa, María Amparo Valcarce García, ha participado esta mañana en un desayuno informativo organizado por Executive Forum, con la colaboración de Indra y SAPA.


Marc Murtra, presidente de Indra, ha destacado que en Indra tienen “una visión muy alineada con el Ministerio de Defensa”. No ha olvidado “las diferentes empresas y visiones en el ecosistema”, ni la “necesidad de alinearlas, compartir objetivos y coordinarlos con la estrategia industrial del Ministerio de Defensa”. En esta línea, ha afirmado que en el día de hoy van “a firmar un MOu con Navantia”.


Por su parte, el consejero delegado de la compañía, José Vicente de los Mozos ha expresado que deben “maximizar su nivel tecnológico y estar más cerca de los clientes”. Y que también es muy importante la cultura de sumar. “Tenemos una industria potente, pero desmembrada. Nuestra tecnología es referente, pero juntos llegaremos más lejos y más rápido”, ha sentenciado. Además del acuerdo con Navantia, en las próximas semanas llegarán otros, según ha explicado el consejero delegado.


Ibon Aperribay Bedialauneta, CEO de SAPA, ha agradecido el trabajo llevado a cabo desde Defensa. “La seguridad y la colaboración de las industrias está -y debe estar- al nivel de los retos que tenemos por delante”.



La secretaria de Estado de Defensa, ha comenzado su discurso destacando la necesidad de que la industria de defensa “sea capaz de dotar a nuestras Fuerzas Armadas y a las de los países amigos y aliados, de las capacidades que necesiten, por lo que es una pieza fundamental de la economía nacional y de la defensa colectiva”.


Inversiones


“Nos encontramos en un nuevo ciclo inversor, caracterizado por el incremento presupuestario y la transparencia” ha subrayado la secretaria de Estado. Con el incremento presupuestario del 0,9% del PIB en 2018 al 1,3% en la actualidad, además de las previsiones de alcanzar el 2% en 2029, Valcarce García ha afirmado que “tenemos el presupuesto en defensa más alto de la historia y supone una muestra del esfuerzo que realiza la sociedad española”. Con estas cifras, ha asegurado que siente la necesidad de “sacar el máximo rendimiento a dicha inversión”.


En este escenario, se ha implementado la estrategia industrial de defensa. Con ella se pretende, según ha explicado, ser una referencia para el sector empresarial, aportar valor a la seguridad y a la defensa y fortalecer la base industrial y tecnológica de nuestro país. “No podemos actuar de forma independiente, sino en línea con organismos internacionales, pero no por ello renunciaremos a la mayor autonomía estratégica posible”. Una estrategia que persigue 2 objetivos: proporcionar las capacidades militares a las FFAA y fortalecer la base industrial y tecnológica de la defensa.


Poniendo el foco a nivel nacional, la secretaria de Estado de defensa ha hecho hincapié en la importancia de contar con una industria nacional potente y capaz de contribuir a la europea. Algo “esencial”, ha destacado. “La misión es consolidar la imagen de una España moderna, tecnológicamente avanzada y comprometida a nivel internacional. Debemos definir programas de armamento y material, de desarrollo de capacidades para optimizar recursos y eficiencia, y de apuesta por consorcios y alianzas estratégicas. Se necesita más músculo para poder competir y cooperar”.


Modernización


En cuanto al desarrollo tecnológico, Valcarce tiene clara la apuesta de la defensa española: “debemos apostar por las nuevas tecnologías y el reto digital. Debemos tener FFAA modernas y, para ello, hay que apostar por las mejores tecnologías”. Además, ha destacado la necesidad de “atracción de talento” que tiene que ver con la respuesta de la sociedad ante la cultura de la defensa. Una sociedad que goza de un tejido industrial de más de 400 empresas y generan, a día de hoy, más de 36.000 puestos directos y 81.000 más por actividades indirectas.


Innovación


Frente al problema de la fragmentación, las empresas aportan gran capacidad de innovación. El nivel tecnológico, el personal cualificado, las exportaciones, etc. hacen de ella -la innovación- un pilar imprescindible para la cohesión y la distribución territorial. Además, las particulares características de la industria de defensa, la convierten “en un vehículo imprescindible para fomentar la cohesión y distribución territorial”.


Una cohesión que, según ha comentado Valcarce García, “actualmente se encuentra localizada en tres grandes corredores”: Norte; Centro-Mediterráneo; y Sur. El Ministerio de Defensa está comprometido en el impulso de un nuevo Corredor Oeste o Corredor de la Plata, que se extiende desde Asturias hasta Sevilla. “La importancia viene de las inversiones estratégicas vinculadas especialmente a la ubicación de grandes acuartelamientos militares”, entre los que destacan dos grandes inversiones que “deben tener efecto tractor de la industria de defensa”. El primero, en León, con la unidad de drones de la UME, que es “la gran apuesta en prevención y extinción de incendios y soluciones de emergencias”. La segunda de ellas está en Zamora y se trata del nuevo acuartelamiento en Monte la Reina del Ejército de Tierra. En definitiva, todos ellos son “proyectos que llevarán consigo las nuevas tecnologías y que afrontarán el reto digital”, ha explicado.


Si la industria de defensa tiene realmente ese potencial de riqueza nacional y empleo, la secretaria ha asegurado que “debe ser algo que afecte a toda la Administración y debe desarrollar políticas de Estado. Hay que generar sinergias para conseguir apoyo internacional y posicionarnos adecuadamente en un nivel global donde se dilucidan las oportunidades de negocio, exportación y riqueza”.


Por último, ha concluido su ponencia resaltando la oportunidad que supone la Presidencia Española de la Unión Europea en este segundo semestre también de cara a poner en valor la importancia de la industria española de defensa. De tal forma, el 30 de agosto, en Toledo, se celebrará el Foro sobre Industria de Defensa, con los ministros de Exteriores y Defensa. “Nos proponemos contribuir a la industria de defensa como elemento primordial. Es la manera de devolverle a los ciudadanos el esfuerzo que realizan”.





Kommentare


  • LinkedIn Social Icon
  • YouTube Social  Icon
  • Facebook Basic Black
  • Twitter Basic Black
bottom of page