García Andrés destaca que se está acelerando la actividad económica y la creación de empleo

  • García Andrés destaca que el Plan de Recuperación es una “oportunidad histórica” para lograr un “crecimiento más inclusivo y sostenible”

  • Asegura que “tenemos todas las palancas activadas para que esta expansión y recuperación que hemos iniciado en marzo de 2021 se prolongue de manera muy intensa”

  • Lilly y Pfizer señalan la importancia estratégica de la industria farmacéutica en el conjunto de la economía española


El secretario de Estado de Economía y Apoyo a la Empresa, Gonzalo García Andrés, ha participado esta mañana en un coloquio organizado por Executive Forum, con la colaboración de Pfizer y Lilly. Durante el encuentro, García Andrés ha hecho un balance de la evolución económica en 2021 y ha presentado algunas de las perspectivas para el próximo año.



Nabil Daoud, presidente de Lilly Portugal, España y Grecia, y Fernando Méndez, director de Asuntos Públicos de Pfizer, han acompañado al secretario de Estado en su intervención. Ambos han coincidido en destacar la importancia y el peso estratégico de la industria farmacéutica en el conjunto de la economía española, así como en señalar la importancia de fomentar la colaboración público-privada. En primer lugar, Daoud ha indicado que “la industria farmacéutica es un auténtico motor económico en España”, por lo que ha destacado la importancia de fortalecer el ecosistema científico investigador compartiendo conocimiento con otros ámbitos investigadores y el propio Sistema Nacional de Salud. Además, ha destacado que “la inversión en investigación y producción se traduce en medicamentos innovadores que mejoran la salud y la calidad de vida de las personas”. Por su parte, Méndez ha manifestado el gran valor que tiene este sector para “potenciar la economía española, desde el punto de vista biotecnológico y gracias a nuestro sistema sanitario y a sus profesionales”. Asimismo, ha recordado que “para Pfizer España es el segundo polo de atracción de ensayos clínicos, por detrás de Estados Unidos”.


El secretario de Estado ha comenzado su intervención admitiendo que “Este final de año nos vuelve a recordar que una pandemia global está marcando la evolución de la economía y la sociedad en general”. Así, ha advertido que el Covid-19 “no ha desparecido, tiene una dinámica que va a seguir condicionando nuestra vida y la economía”. “En parte, hemos conseguido superar el grandísimo golpe que suponía a la vida normal y a la economía, gracias a un ejemplo muy valioso de colaboración público-privada” ha añadido, por lo que ha querido reconocer el esfuerzo y la labor de la industria farmacéutica en cuanto al desarrollo y la adaptación de las vacunas a las nuevas variantes de la enfermedad.

Pese a que el entorno va a seguir siendo complicado, debido a la pandemia y otros factores, el secretario de Estado ha explicado que “los datos son muy contundentes y nos muestran que desde marzo de 2021 la economía protagoniza una recuperación muy intensa y generalizada que, además, se ha ido acelerando hasta este cuarto trimestre”. Por esta razón, ha considerado que “estamos terminando el año con una aceleración de la actividad económica y del empleo”.


Con respecto a la implementación del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, García Andrés ha expresado que se trata de una “oportunidad histórica”. Con este instrumento “tan potente de reforma y de inversión” y la experiencia de haber afrontado desafíos tan difíciles, el secretario de Estado ha declarado que “creo que podemos afrontar el 2022 y los próximos años”. De este modo, ha animado a aprovechar la oportunidad del Plan de Recuperación para lograr un crecimiento económico mayor en el corto y largo plazo y para lograr una modernización económica y social. En este sentido, ha afirmado que “lo estamos ejecutando ya” y que “supone un esfuerzo al que estamos convocados todos”.


Balance de 2021

El secretario de Estado ha hecho un balance de lo que ha supuesto 2021 para la economía española. Así, tras reconocer la complejidad del comienzo de año, ha explicado que en el segundo trimestre comenzó a acelerarse y consolidarse la recuperación económica que aún se mantiene de manera acelerada en el cuarto trimestre. Para lograr esta situación, ha reconocido que ha sido “esencial” la respuesta desplegada a nivel nacional y europeo, tanto en el plano monetario como en el fiscal. Según García Andrés, la “contundente respuesta de la política económica de España” ha estado muy orientada a proteger el tejido productivo, las rentas de las familias y mantener el empleo. De este modo, ha añadido que “hemos visto que esta respuesta ha sido eficaz para evitar que el golpe de la pandemia, muy intenso y pronunciado en algunos sectores y regiones, no dejará heridas persistentes en nuestro potencial de crecimiento, nivel de empleo y actividad”.


En cuanto a los indicadores que confirman esta “contundente respuesta” el secretario de Estado ha hecho mención especial a la recuperación de empleo, asegurando que la afiliación se encuentra en niveles previos a la pandemia y por encima de los alcanzados antes de la crisis financiera. Por otra parte, se ha referido a la recuperación de ingresos públicos, que permitirían cumplir con los objetivos de reducción de déficit y deuda establecidos para 2021.


Perspectivas para 2022

“Tenemos todas las palancas activadas para que esta expansión y recuperación que hemos iniciado en marzo de 2021 se prolongue de manera muy intensa” ha asegurado García Andrés. En esta línea, ha recordado que “estamos totalmente inmersos en el despliegue del Plan de Recuperación”. Así, ha admitido que “estamos haciendo un gran esfuerzo para estar en la vanguardia de ese proceso de ejecución, porque pensamos que lo necesitamos”. Entre los datos y las actuaciones que ponen de manifiesto este trabajo, el secretario de Estado ha mencionado la publicación de 27 manifestaciones de interés, la asignación de más de 11.000 millones a Comunidades Autónomas y de cerca de 3.000 millones a entidades locales, el lanzamiento de programas de inversión de ámbito nacional, de convocatorias de licitaciones competitivas y de programas de colaboración público-privada para apoyar la inversión.


De cara a 2022, García Andrés ha confiado en que la implementación de este plan alcance “velocidad de crucero” y se visualicen los efectos de las inversiones y las reformas acometidas. Asimismo, ha asegurado que la colaboración público-privada seguirá siendo un elemento fundamental para impulsar el efecto multiplicador de los fondos europeos a través de la cofinanciación.


Temas de interés
Recomendamos
Search By Tags
Síganos en Redes
  • LinkedIn Social Icon
  • YouTube Social  Icon
  • Facebook Basic Black
  • Twitter Basic Black